Presencia Global

Plataforma Disponible 24/7

+56 2 2405 4555

evalart@evalart.com

¿Cómo ser un reclutador freelance?

Share with:

FacebookTwitterLinkedInReddit


Ser trabajador independiente es una alternativa que toman cada vez más profesionales de los Recursos Humanos. Sin embargo, ser reclutador, cazatalentos o consultor de RRHH freelance no es tan sencillo como parece.

Es cierto que existe gran flexibilidad, libertad y oportunidad de crecer y mejorar tus ganancias de acuerdo a tus esfuerzos; pero también se requiere de una gran profesionalidad, adaptabilidad y, sobre todo, disciplina para alcanzar el éxito y sacar el mayor provecho a esa libertad que nos permite el trabajo bajo esta modalidad.

Es por eso que en esta ocasión recopilamos una serie de tips que a todo reclutador freelance le habría gustado saber al principio de su carrera.

Gana un poco de experiencia

Si nunca antes has trabajado con reclutamiento de personal te va a costar un poco más convencer a los clientes, mas no es imposible. Sin embargo, es recomendable que antes de embarcarse en un proyecto como reclutador freelance tengas un poco de experiencia trabajando por cuenta ajena. Esto te dará la experiencia necesaria para localizar clientes y buscar candidatos, y también te ayudará a construir tu red de contactos para cuando emprendas tu proyecto como independiente.

Elige un nicho

Al ser un reclutador independiente, es preferible ofrecer calidad sobre variedad, esto te permitirá hacer la diferencia y abrirnos un camino en el mundo del reclutamiento de personal. Además, puedes decidir a qué nicho deseas dedicarte. Muchos reclutadores freelance exitosos se especializaron en determinados nichos y actividades. Esto te permitirá tener conocimientos más profundos acerca del sector y ofrecer un servicio de una calidad claramente superior.

Conoce a fondo tu nicho

Si ya elegiste un nicho al que quieres dedicarte, es importante tener conocimientos de éste. Conocer el campo te permitirá evaluar de manera más efectiva la idoneidad de cada candidato. Además, cada industria tiene sus propios términos y vocabulario que tendrás que comprender para poder comunicarte eficazmente con los clientes y candidatos.

Si inviertes en educarte acerca de tu nicho, evitarás que un candidato con buenas habilidades sociales sea seleccionado por encima de otro que tenga las habilidades y conocimientos técnicos requeridos, pero se le dé peor la parte social. Actualmente existen plataformas en las que puedes realizar una gran cantidad de cursos, de casi cualquier tema, a un bajo costo, como Coursera o edX.

Encuentra clientes y candidatos

Como reclutador independiente, dos de tus tareas más importantes serán encontrar clientes y buscar candidatos. Cuando empieces a trabajar como reclutador independiente, es poco probable que se te permita contactar a los clientes con los que trabajaste durante tus trabajos como trabajador dependiente, debido a las cláusulas.

Sin embargo, existen otras formas de encontrar clientes. Una buena forma de hacerlo es buscando empresas que estén contratando activamente en bolsas de trabajo como Indeed. Posteriormente, deberás contactarlas para proponerles tus servicios y preguntarles si desean trabajar contigo.

En cuanto a los candidatos; si has trabajado por cuenta ajena en agencias de RRHH, entonces debes tener mucha experiencia encontrando candidatos. Es entonces cuando puedes usar la extensa red que has construido a lo largo de los años para tratar de encontrar candidatos. También puedes publicar la vacante en las bolsas de trabajo.

Amplía tu red de contactos y cartera de clientes

Si ya conseguiste tus primeros clientes y candidatos, ¡felicitaciones! Ahora es importante que establezcas una buena relación tanto con los clientes como con los candidatos. La clave para lograr esto es mantener una comunicación fluida que genere confianza. De esta manera, tanto tú como tus clientes y candidatos se sentirán libres expresar opiniones y puntos de vista; y, tal vez, recomendarte a otros clientes y candidatos.

La mayoría de los reclutadores, tanto freelance como tradicionales, usan LinkedIn como su principal fuente para darse a conocer ante clientes y candidatos potenciales. Optimiza tu perfil de LinkedIn y trabaja en construir tu red de contactos. Esta red te acompañará incluso cuando cambies de puesto o empieces tu carrera como autónomo.

Invierte en tecnología

Invertir en tecnología facilitará tu trabajo y te ayudará a optimizar el tiempo que le dedicas a éste. Adquirir un nuevo notebook, un nuevo software o suscribirte a una nueva plataforma puede ayudarte a reducir el tiempo que dedicas a tareas concretas.

Actualmente, incluso puedes suscribirte a plataformas que te ayudan a automatizar tus procesos de selección; un buen ejemplo de este tipo de plataformas es Evalart, que además te permite crear tus propios tests y llevar una base de datos de candidatos.

Trabaja en tu imagen profesional

Como reclutador freelance, eres el encargado de llevar tu propio negocio. Por lo tanto, no solo te encargarás de buscar clientes y candidatos, sino también del marketing y el manejo de tus redes sociales. 

Además, como cualquier otro trabajador freelance, independientemente del campo al que se dedique, es importante:

Mantener tus documentos al día. ¿Necesitas emitir boletas o registrar una empresa? Investiga acerca de todos los deberes legales de un trabajador independiente. Además, es recomendable crear una cuenta bancaria de negocios y contratar a un contador, para llevar un control legal de tus finanzas. Aunque puedes llevar las cuentas tú mismo, con un contador puedes ahorrarte mucho tiempo y dinero.

Mantenerte al día. Considerando que el mercado laboral está en continua evolución, es importante estar al día de las últimas novedades del software y cuidar en todo momento tus redes sociales, tu perfil de LinkedIn y la página web de tu proyecto. Además, las habilidades tecnológicas y el marketing digital serán fundamentales para tener éxito en las actividades del día a día.

Hacer que tu espacio de trabajo sea un lugar agradable y apropiado. Es importante separar el área de trabajo de las áreas comúnmente concurridas del hogar. En este sentido, es fundamental establecer reglas estrictas. Por ejemplo, no trabajar los fines de semana o mantener cerrada la puerta de la oficina durante el tiempo de ocio.  

Establecer un horario de trabajo. Así como separas los espacios, distribuye el tiempo. Es fundamental tener un horario de trabajo como si se estuviera en la oficina. Si no, es posible que te encuentres trabajando desde la mañana hasta altas horas de la noche. Y esto podría causar cansancio innecesario. Puede que algún día, como en cualquier trabajo, sea necesario trabajar un par de horas extra, pero no hay que convertirlo en el día a día.

Salir de casa habitualmente. Uno de los principales problemas que experimentan las personas al trabajar desde casa es la tendencia a aislarse, puede que incluso sin darse cuenta. Por esto es importante pautar reuniones fuera de casa y dedicar un poco de tiempo a actividades de ocio que te permitan salir y socializar con otros.Freelance IT Recruiter